fbpx
Cerrar
¿Por qué tantas personas odian cómo salen en las fotos?

¿Por qué tantas personas odian cómo salen en las fotos?

Así como diferentes cámaras obtienen diferentes resultados, diferentes cerebros perciben e interpretan las cosas de diferentes maneras. Esa idea parece obvia y nos hace pensar en frases trilladas como “cada cabeza es un mundo”. Sin embargo, no es tan obvia como parece porque generalmente la olvidamos cuando hablamos de la belleza (la nuestra y la de los demás) y las formas de juzgarla.

Hablemos de esto con un ejemplo específico y familiar para muchos: vamos a una fiesta, creemos que nos vemos mejor que nunca, y alguien nos etiqueta en una foto que arruina nuestra noche porque destruye esa creencia (porque salimos horribles, o eso pensamos).

¿Por qué pasa eso? ¿Por qué no nos gusta cómo salimos en las fotos?

Lo que vemos en el espejo vs Lo que vemos en las fotos

En el ejemplo anterior, lo que nos hace caer en una crisis existencial es el hecho de que vemos una imagen agradable en el espejo y una imagen distinta (no tan agradable) en la foto. Esa diferencia es tan perturbadora porque nos hace dudar de toda nuestra realidad (Is this real life? ¿Quién soy? ¿Estoy viviendo una ilusión?), pero la respuesta es menos catastrófica: lo que vemos en el espejo nos gusta más porque es lo más familiar, no lo mejor.

Está comprobado que lo familiar, habitual y conocido es más atractivo para nuestro cerebro (por eso existen los gustos adquiridos). Te preguntarás: ¿Por qué la imagen de la foto es menos familiar que la del espejo? ¿No es la misma imagen? Ño: lo que vemos en el espejo es un reflejo invertido de nuestra cara. Un reflejo que nos parece “mejor” o “correcto” sólo por su aspecto familiar.

Por otro lado, en el espejo siempre vemos los mismos ángulos y podemos hacer pequeños ajustes en nuestra expresión hasta encontrar la que nos gusta. En cambio, cuando alguien nos toma una foto no tenemos ese control y puede fotografiar ángulos que nunca vemos, como nuestro perfil.

(Artículo recomendado: Los efectos positivos y negativos de tomar muchas fotografías)

Retrato de chica con el cabello en la cara.
Fotografía por Lalo Aldaz (¡Disponible en capptu.com!)

Filtros de Instagram

Esto también está relacionado con la familiaridad. Si te gusta usar los filtros de Instagram y lo haces muy seguido, tu cerebro empieza a acostumbrarse demasiado a esa versión “corregida” (distorsionada) de tu cara. Por eso al ver tus fotos sin filtro piensas que te ves mal: porque tu cara ya no encaja con esa versión.

Otra razón por la que nos encantan esos filtros: los diseñadores de Instagram saben que preferimos la imagen invertida del espejo y la cámara frontal nos muestra justo eso dentro de la plataforma: una imagen invertida que, por ser más placentera, nos hace pasar más tiempo en la app.

(Artículo recomendado: Errores más comunes de los fotógrafos amateur)

Comparaciones con modelos y celebridades

Todos sabemos que los medios nos muestran estándares inalcanzables de belleza, pero saberlo no significa que esos estándares dejen de afectarnos. En el fondo, seguimos comparando nuestra imagen con las de modelos y celebridades que cuentan con todo un equipo (y un gran presupuesto) de maquilladores profesionales, nutricionistas, fotógrafos, expertos en retoque fotográfico y otras personas encargadas de conseguir esa apariencia final.

Consciente e inconscientemente pretendemos acercarnos a esas imágenes de forma espontánea o milagrosa.

(Artículo recomendado: ¿Cómo puedes usar los errores a tu favor en la fotografía?)

Por el lado positivo, esas imágenes irreales están perdiendo impacto. ¿Por qué? Por el mismo efecto de la familiaridad: aunque las calles y las revistas todavía están llenas de anuncios publicitarios demasiado falsos, ahora pasamos mucho más tiempo viendo lo que nuestros amigos y conocidos comparten en sus redes sociales. Fotografías que, igual que las nuestras, no cuentan con un gran presupuesto y pero sí con muchísimo encanto: el de la espontaneidad que cada vez es más atractiva.

Además de entender cómo los temas anteriores afectan nuestra percepción de la belleza, existen otras acciones que podemos tomar para empezar a enamorarnos de nuestra imagen (en las fotos que nos toman, que nos tomamos y en general). ¡Lee la segunda parte de este artículo!: Tips para dejar de odiar cómo sales en las fotos

Fuente

Imagen destacada por Octavio Gutiérrez (¡Disponible en capptu.com!)

2 comentarios

  1. Yesica Jimenez dice:

    Deberías implementar más contenido acerca del tema que hablas en el artículo, por ejemplo como ayudar a resolver X problema etcétera, la verdad no me sirvió de nada leer lo que publican, fue una perdida de tiempo
    Ya sé porque le dan publicidad

  2. Hola, Yesica. Gracias por tu comentario. En Cameo22 creemos que, antes de resolver X problema, es necesario saber por qué sucede y cuál es su origen. En este artículo nos enfocamos en eso. Al final del artículo está el enlace de su continuación, donde ofrecemos tips para mejorar nuestra imagen personal. Te lo compartimos: Tips para dejar de odiar cómo sales en las fotos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Cerrar
Bitnami